128 gramos diarios per cápita: Objetivo estratégico para la industria del arándano

Una cosa es que las personas en todo el mundo ya saben que comer arándanos es una opción saludable. Otra muy distinta es que los consumidores sean conscientes de que hay razones concretas y convincentes para comer una cantidad adecuada de arándanos al día.

A modo de reflexiones finales del último IBO realizado en Perú, más que conclusiones, surgen algunas preguntas que el tiempo y el camino por donde transite la industria irá contestando paulatinamente.

Lo principal es que muchos de los actuales consumidores han aumentado la frecuencia y el volumen de sus compras, y existen también fuertes indicios que los nuevos hábitos alimenticios atraen nuevos consumidores al arándano. En este marco surgen las preguntas.

¿Seremos capaces de mantener estos nuevos consumidores? ¿Podemos crecer desde esta nueva base y expandirnos? ¿Podemos hacer crecer la porción de consumo per cápita? ¿Qué se necesita para hacerlo?

Claramente no existe una única respuesta a todas estas dudas. El tiempo se encargará de responderlas. Lo cierto es que la mayoría de los especialistas o expertos apuntan a que la consistencia en el producto, el empaque, el precio minorista, mantener el mensaje de salud, y la mejora constante de la calidad, serán fundamentales para lograr el resultado.

Escalar la calidad y la consistencia es lo que asegura el futuro, porque cuando la industria entrega calidad de manera consistente los consumidores responden. En cambio, la fruta que no atrae a los consumidores tendrá que encontrar otros canales adecuados o eliminarse gradualmente. Este debería ser un enfoque para todos los comprometidos con el futuro de la industria, enfatiza el documento.

“A Daily Dose of Blue”

Comprometerse a que el mensaje de salud asociado al consumo de arándanos se vuelva global es otro de los objetivos. Aprovechar la oportunidad de distribuir en todos los países y regiones las investigaciones en curso sobre los beneficios de comer arándanos y fomentar también las oportunidades de investigación en los beneficios del cultivo en su región.

“Una dosis diaria de azul” (A Daily Dose of Blue) es la consigna, debido a que existe una evidencia creciente que el consumo diario de arándanos a un nivel establecido de 128gr (aproximadamente 1 taza) tiene múltiples beneficios para la salud humana, y en este parámetro – con apego a las regulaciones en torno a las propiedades saludables – fomentar con mayor fuerza la «dosis diaria de azul”.

Es una oportunidad que hay que aprovechar, y desarrollar un mensaje de marketing más creativo, debidamente examinado, pero la oportunidad se destaca como significativa.

Una cosa es que las personas en todo el mundo ya saben que comer arándanos es una opción saludable. Otra muy distinta es que los consumidores sean conscientes de que hay razones concretas y convincentes para comer una cantidad adecuada de arándanos al día.

¿De dónde vendrá el futuro crecimiento del consumo de frutas?

Si bien la tasa futura y distribución del crecimiento del consumo de arándanos siguen siendo preguntas sin respuesta, hay un claro consenso de que hay una larga pista por delante, con un amplio espacio para que los consumidores coman más arándanos, así como para atraer a nuevos consumidores.

Dónde estará el futuro, ¿proviene del suministro?

En los últimos años hemos tenido una cantidad importante de crecimiento del volumen, especialmente en los «hombros de primavera y otoño», y proviene de un grupo selecto de países y regiones (Perú, México, Marruecos, el noroeste del Pacífico, partes selectas de Europa del Este, algunas Regiones de China, por nombrar algunas). Muchas de estas áreas de cultivo enfrentan desafíos para escalar, pero ¿continuarán siendo propietarias de esta parte importante del «pastel de crecimiento» o también participarán otros en la oportunidad?

Según el texto, las regiones que han crecido más rápido en los últimos años lo han hecho debido a una serie de ventajas comparativas y salvo grandes perturbaciones geopolíticas (posibles, en algunos de estos países), no se vislumbra un declive en la posición de estas regiones.

Dicho esto, algunos de ellos verán crecimiento reducido y otros continuarán a buen ritmo. Mientras tanto, se ve oportunidades para que otros ganen participación nuevamente, como África del Sur, regiones específicas en el Noroeste del Pacífico, Chile, partes del Mar Negro y las regiones del suroeste de China.

Como vemos, el futuro de la industria del arándano está abierto en el mundo, y lleno de interrogantes, aunque lo cierto es que el consumo crece de manera constante y existen probabilidades concretas de que este crecimiento aumente de una manera importante, por lo que la industria, si bien enfrenta desafíos, goza de muy buenas expectativas para seguir expandiéndose.

Fuente
Martín Carrillo - Blueberries Consulting

Articulo anterior

Artículo siguiente

ARTÍCULOS RELACIONADOS

Los productores de arándanos de Florida se mantienen cautelosamente opti...

Puertos de Los Ángeles y Long Beach alcanzan la increíble cifra de 70 po...

Cítricos y arándanos peruanos ya pueden ser exportados a la India