En busca de nuevas técnicas de compost sostenible

El reto es producir un compost estable de calidad, que pueda ser incorporado de nuevo a la cadena productiva mediante su aplicación en el campo como enmienda orgánica para obtener un beneficio económico y medioambiental, a partir de un modelo productivo sostenible.

El grupo operativo «Valorares» se ha puesto en marcha el desarrollo de novedosas técnicas de compostaje que permitan su reciclado y valorización. Lo hacen para  mejorar la eficiencia en la gestión de los subproductos procedentes de las industrias agroalimentarias y de las explotaciones ganaderas mediante

Está formado por Complus Regeneración Ambiental, Cooperativas Agro-alimentarias de Extremadura, Sociedad Cooperativa Virgen de la Estrella y D3 Ingeniería y Obras trabajará hasta mayo de 2020 en este proyecto financiado por el Fondo Europeo Agrícola de Desarrollo Rural (FEADER) y la Administración regional.

El compost

Se obtendrá de la transformación biológica aeróbica de la materia orgánica que contienen los subproductos y, según ha informado la organización, existen numerosas evidencias que demuestran sus beneficios en la recuperación y regeneración de los suelos agrícolas. Con ello el proyecto pretende solucionar el problema de escasez de materia orgánica en los suelos extremeños y de gestión de subproductos orgánicos.

La organización ha explicado que este compost se analizará, tanto en su composición como una vez que se haya aplicado al suelo, para posteriormente destinarlo al uso en el campo según su calidad y para elaborar un té de compost con importantes propiedades insecticidas y fungicidas.

El uso de compost en agricultura permite reducir el abono mineral de síntesis, al hacer enmiendas con un producto orgánico, que procede de la transformación de los propios subproductos generados de su actividad al que se añaden otros de origen animal y del sector de los transformados vegetales, ha asegurado Cooperativas Agro-alimentarias.

Optimizar residuos

De este modo, se implantarán nuevos sistemas de compostaje que optimicen la gestión de residuos. Se obtendrá una gama de «compost de calidad» a partir de esos residuos orgánicos de industrias agroalimentarias y explotaciones ganaderas para su aplicación en cultivos como el olivar o la viña, lo que devuelve a la tierra sus nutrientes.

Por todo ello, este proyecto pretende apostar por la I+D+i para reducir la generación per cápita de los subproductos y transformarlos en nuevos recursos mediante la economía circular y el desarrollo social sostenible, al mismo tiempo que divulga y demuestra las bondades del compost entre socios cooperativistas, productores en general y la ciudadanía.

Articulo anterior

Artículo siguiente

ARTÍCULOS RELACIONADOS

México: ¡Todo listo! Disfruta del Festival de Berries 2024 en Zacatlán, ...
Futuro de la agricultura en Perú depende del cuidado de las abejas: esta...
“En la crisis peruana, y ahora en México, 80% es consecuencia del manejo...