Informó la Asociación de Exportadores (ADEX)

Expoalimentaria Generó Negocios por US$ 540 millones

La décimo quinta edición de la feria Expoalimentaria generó expectativas de negocios por US$ 540 millones, y si se considera solo alimentos el monto es de US$ 305 millones, equivalentes al 3.4% del total de las agroexportaciones proyectadas para este 2023, manifestó el presidente de la Asociación de Exportadores (ADEX), Julio Pérez Alván.

Durante la ceremonia de clausura del certamen detalló que se realizaron 2 mil 600 citas de negocios, 1,600 más que en la edición del 2022 (1,000) y se hicieron presentes 580 expositores entre nacionales y extranjeros. Asimismo, se recibió a más de 20 mil visitantes, de los cuales 1,200 fueron del exterior.

“El estudio realizado por la empresa Perfiles y Consumidores indicó que el 97% de los expositores confirmaron su presencia en la próxima edición. Con esos resultados se evidencia que la feria es un certamen determinante en el crecimiento del rubro alimentos”, puntualizó.

Luego de anunciar que la Expoalimentaria 2024 se realizará del 25 al 27 de septiembre en el Centro de Exposiciones del Jockey, Pérez Alván refirió que se debe trabajar de forma conjunta a fin de lograr la recuperación de las agroexportaciones y de la economía peruana.

Agenda pendiente

El líder gremial añadió que la alianza público-privada cobra mayor relevancia pues el sector enfrenta una serie de contingencias: precios internacionales a la baja, costos logísticos, laborales, tributarios e insumos al alza, mayor competencia internacional y pocas facilidades para aumentar la canasta agroexportadora con nuevas áreas de cultivo y ventanas comerciales.

“Queda claro que hay una agenda pendiente. Se necesita un marco jurídico que aliente las inversiones, se debe trabajar un plan de largo plazo que contemple aspectos como el desarrollo de productos”, precisó.

La canasta agroexportadora está compuesta por uvas, arándanos, mangos, espárragos, paltas y otros –continuó–, pero deben establecerse facilidades que impulsen la competitividad, acceder a insumos a precios asequibles, tener una tramitología sanitaria que agilice la exportación, entre otros.

“El mundo consume pitahaya, cereza, limón real, kaki, otras variedades de palta y frutos secos, por lo que ya es tiempo de investigar, innovar y proyectar lo que será la nueva oferta agroexportadora de los siguientes años”, afirmó.

La tierra es fecunda –prosiguió–, recordemos que el arándano llegó de Europa, norte de áfrica y Asia septentrional, los espárragos del Asia y del Mediterraneo y la uva también del Asia, y ahora somos el principal exportador mundial.

Pérez Alván sugirió desarrollar productos nativos como la papa, maca, kiwicha, caigua, maíz gigante, achiote sacha inchi, camu camu, aguaymanto, uña de gato, sangre de grado, guanábana, chirimoya, chancapiedra, molle, cocona, y tarwi, que beneficien a los pequeños productores de la sierra y la selva.

De la misma forma, recomendó tener bancos de germoplasma, investigar la mejora del manejo agronómico, las propiedades nutricionales y realizar campañas de promoción en los mercados internacionales. Asimismo, potenciar la exportación de las regiones (zapallo, melón, tomate, vainita), es decir, sentar las bases de la nueva oferta agroexportadora.

“La gastronomía peruana ayuda a posicionar nuestra oferta de alimentos, por lo que también se deben fortalecer las diversas cadenas productivas, impulsar la asociatividad y el cooperativismo, lograr que los pequeños productores reduzcan sus costos logísticos y consigan precios razonables”, refirió.

Igual de importante es la investigación e innovación en producción orgánica, agricultura familiar, manejo post cosecha y envases –apuntó–, hay variedades adaptadas a las nuevas condiciones de clima como el limón, café, mango, por lo cual es crucial realizar un mapeo a nivel nacional de cultivos, plagas y mejorar el sistema fitosanitario y de inocuidad.

“Esa es la agenda pendiente en la que se debe avanzar para fortalecer las agroexportaciones que en el 2022 ayudaron a generar más de 2 millones 215 mil empleos entre directos, indirectos e inducidos”, concluyó.

El dato

La Expoalimentaria 2023 contó con 410 stands, el pabellón pymexporta, pabellones regionales de Huánuco, Ayacucho, Cajamarca, Ucayali, Cusco, Piura, Huancavelica, Loreto y Áncash; pabellones de Brasil, Indonesia, Hungría, China y Ecuador, además del Salón del Cacao.

Articulo anterior

Artículo siguiente

ARTÍCULOS RELACIONADOS

La industria peruana del arándano se recupera y cuida sus cultivos
«Si se les presta la atención suficiente, las moras sin duda tienen pote...
Agrícola Cayaltí apuesta por el arándano en Lambayeque: ¿Cuál es su estr...