Contenedores vacíos atascados en el puerto de Róterdam amenazan con impulsar la escasez en Asia

Líneas navieras están priorizando el embarque de contenedores llenos de exportación europeos.

Los contenedores vacíos, cruciales para los exportadores de Asia, se están quedando atascadas en el puerto de Róterdam, debido a que una creciente acumulación de productos no entregados en el hub europeo obliga a las líneas navieras a priorizar el embarque de contenedores llenos.

El mayor puerto europeo se ha enfrentado a una avalancha de bienes y contenedores vacíos provenientes desde otros terminales del continente, dijeron expertos en transporte marítimo. Esto coincidió con la reducción del número de zarpe de buques desde Europa a China después de que las autoridades de Shanghái confinaran la ciudad en marzo.

“Las terminales están permitiendo a las líneas navieras solo una capacidad limitada para contenedores vacíos y se están enfocando en el transporte de contenedores llenos”, indicaron desde Kuehne + Nagel International. “Los contenedores se acumulan en las terminales, y cada vez más contenedores no se pueden devolver en los zarpes, incluidos los de Asia”, agregaron.

Aunque las autoridades de Shanghái levantaron las restricciones este mes, la escasez de naves y los retrasos en los puertos europeos están obligando a los productos de exportación a competir con los contenedores vacíos por el espacio en los buques que se dirigen a China, lo que amenaza con impulsar una nueva ola de perturbaciones a Asia, dijeron las empresas de logística.

Las fábricas en China requieren de contenedores vacíos para compensar los pedidos perdidos durante los últimos meses y se verán obstaculizadas por la escasez de buques y equipos, dijeron. El volumen de bienes en contenedores transportados en camiones a Shanghái desde las provincias cercanas de China se ha recuperado al 71% de los niveles observados el 12 de marzo, según datos de FourKites.

Las cadenas de suministro han estado luchando para recuperarse de la política Cero Covid aplicada por las autoridades chinas y la invasión de Ucrania por parte de Rusia, lo que ha llevado a las empresas a evitar el ferrocarril terrestre que, de otro modo, podría haber aliviado la presión sobre los puertos atascados.

Los altos niveles de congestión en Róterdam llevaron a Maersk a informar a los clientes la semana pasada que reubicaría los contenedores con bienes no reclamadas fuera del puerto.

La situación ha significado mayores tiempos de espera para los buques en todos los principales puertos del norte de Europa, dijo Kuehne + Nagel.

Alrededor del 60% de los buques que viajaron de Europa a Asia en abril y mayo de este año se retrasaron, y había un total de 13 esperando atracar en Róterdam el 17 de junio.

Articulo anterior

Artículo siguiente

ARTÍCULOS RELACIONADOS

Driscoll’s acepta los términos para la adquisición de Berry Gardens

Análisis del panorama mundial de la producción de arándanos

Paula del Valle analizará las variedades de Perú y su comportamiento pos...