La tecnología de riego sostenible puede ser la salvación del planeta y asegurar su alimentación

En este contexto hay que destacar la iniciativa desarrollada por Blueberries Consulting, en conjunto con la Universidad de Almería, para la realización de un “Diplomado Internacional en Producción convencional y cultivo sin suelo en arándanos: Uso de sustratos y fertirriego”, y el programa de mayor grado académico: “Experto Internacional en Riego y Nutrición en Arándanos: Producción convencional y cultivo sin suelo”.

Ya no es un secreto que para 2050 será necesario duplicar la producción de alimentos para una población creciente que superará los 8000 millones de personas. Tampoco es novedad que el impacto del cambio climático está afectando principalmente a la carencia de recursos hídricos para el consumo humano y para la producción de alimentos.

El uso de la ciencia en la agricultura y la aplicación de las nuevas tecnologías vinculadas al riego tecnificado y sostenible puede ayudar a enfrentar uno de los mayores desafíos sociales del siglo XXI con impactos ambientales mínimos.

Una gran iniciativa

En este contexto hay que destacar la iniciativa desarrollada por Blueberries Consulting, en conjunto con la Universidad de Almería, para la realización de un “Diplomado Internacional en Producción convencional y cultivo sin suelo en arándanos: Uso de sustratos y fertirriego”, y el programa de mayor grado académico: “Experto Internacional en Riego y Nutrición en Arándanos: Producción convencional y cultivo sin suelo”, que se impartirán a través de la plataforma Agricultural Seminars, comenzando el 17 de octubre de 2022.

Esta iniciativa académica y de capacitación está dirigida principalmente a técnicos, profesionales y productores de arándanos, pero sin duda los conocimientos impartidos son aplicables al conjunto de la fruticultura y a la agricultura en general.

Un desafío urgente

El impacto del cambio climático avanza a medida que sigue creciendo la población, generando desafíos a los que hay que hacer frente con urgencia, porque las tendencias demográficas indican que necesitaremos duplicar la producción mundial de alimentos para 2050, en un planeta cada vez más cálido y con menos agua disponible.

Si nos vamos a los números y porcentajes, en la actualidad la agricultura de regadío representa alrededor del 90% del consumo antropogénico de agua dulce y se implementa en el 22% de las tierras cultivadas, proporcionando el 40% de la producción mundial de alimentos.

Como el cambio climático está afectando a los patrones de precipitación de aguas lluvia, el riego es una herramienta vital para mantener y aumentar el suministro mundial de alimentos sin convertir los espacios naturales en tierras de cultivo, esto según un estudio sobre el potencial biofísico del riego sostenible publicado en Environmental Research.

¿Mas tierras?

“Para duplicar la producción de alimentos tendremos que despejar más tierras o cultivar de manera más eficiente, a pesar de las mayores tensiones de un mundo que se calienta”, señala Lorenzo Rosa, autor de la investigación. El experto señala que la conversión de tierras no urbanizadas en granjas exacerba el cambio climático y disminuye la biodiversidad. Pero los bajos rendimientos de los cultivos en las tierras agrícolas existentes se pueden mejorar con la tecnología moderna. El uso de sustratos reemplazando al suelo y el cultivo en contenedores, ya sean bolsas o macetas, son sistemas modernos que han probado ser muy eficaces.

Riego inteligente

Actualmente, dos tercios de los cultivos del mundo están limitados por las lluvias, pero el cambio climático nos obliga a no depender únicamente de las precipitaciones. Una estrategia para mejorar la productividad de las tierras agrícolas es el riego y sobre todo el riego inteligente. Los estudios muestran que los cultivos de regadío son el doble de productivos que los que dependen únicamente de la lluvia.

El investigador sostiene que, en las condiciones actuales, hay suficiente agua disponible de fuentes renovables locales para expandir el riego sostenible en más del 35% de las tierras agrícolas de todo el mundo, lo que aumenta la productividad de los cultivos. Sin embargo, el cambio climático hará que este cálculo sea más complejo.

Investigación

A medida que el mundo se calienta, el análisis de Rosa indica que además del estrés por calor y los cambios en las precipitaciones, el cambio climático también podría hacer que el agua se evapore más rápido, disminuyendo la eficiencia del riego. Por otro lado, los niveles elevados de dióxido de carbono atmosférico podrían hacer que los cultivos crezcan algo más productivos, lo que podría compensar esta preocupación. Todos estos factores competitivos significan que se necesita investigación adicional para comprender de manera integral la viabilidad del riego sostenible para aumentar la producción de alimentos.

Rosa indica que Estados Unidos, Rusia, Brasil y Nigeria tienen el mayor potencial para el riego sostenible en condiciones de calentamiento extremo utilizando instalaciones de almacenamiento de agua, aunque este tipo de programas también serán factibles en América Latina, Europa del Este y África Subsahariana.

El estudio de Rosa demuestra claramente que el riego sostenible disminuye los riesgos ambientales de despejar tierras naturales para fines agrícolas.

“Garantizar un acceso suficiente y equitativo a los alimentos mientras se reducen los impactos ambientales de la agricultura es uno de los mayores desafíos sociales del siglo XXI”, concluyó Rosa. “Este trabajo demuestra que la implementación cuidadosa del riego puede ayudar al mundo a satisfacer estas demandas con impactos ambientales mínimos”, concluye.

Segundo llamado

Las personas o empresas que quieran participar, o becar a un tercero, en el “Diplomado Internacional en Producción convencional y cultivo sin suelo en arándanos: Uso de sustratos y fertirriego”, o en el programa: “Experto Internacional en Riego y Nutrición en Arándanos: Producción convencional y cultivo sin suelo”, que se impartirán a partir del 17 de octubre de 2022, pueden acogerse a un segundo llamado que ha hecho la Universidad de Almería en conjunto con Blueberries Consulting y postular en el portal web Agricultural Seminars desde el 21 al 23 de septiembre.

Fuente
Martín Carrillo O.- Blueberries Consulting

Articulo anterior

Artículo siguiente

ARTÍCULOS RELACIONADOS

La crisis de la agroalimentación se agrava tras siete meses de guerra en...

Family Farms importará vía terrestre 405.000 plantas de arándanos de Chile

Las cifras del arándano en el mercado de Estados Unidos