Rusia: Se aprobó la “hoja de ruta” para el desarrollo de la industria de las frutas y los berries

El documento tiene como objetivo eliminar las barreras que impiden que Rusia logre la autosuficiencia en frutas y berries.

La viceprimera ministra, Viktoria Abramchenko, aprobó una hoja de ruta para el desarrollo acelerado de la producción de productos de frutas y berries en Rusia hasta 2023, según el sitio web del Gabinete. El documento tiene como objetivo eliminar las barreras serias que impiden que Rusia logre la autosuficiencia en frutas y berries. Abramchenko señaló que «tenemos todas las posibilidades para esto: zonas climáticas, tecnologías, inversores y un mercado interno de gran capacidad».

El viceprimer ministro también recordó que con el valor de umbral para frutas y bayas establecido en la Doctrina de al menos el 60%, la autosuficiencia de Rusia se estimó en 38,7% el año pasado. Con una tasa racional de consumo de frutas y bayas de 100 kg por año per cápita por año, esta cifra se ha mantenido en el nivel de 60-63 kg durante los últimos cinco años. Además, hay escasez de recursos de alto rendimiento, instalaciones de almacenamiento de fruta modernas y tecnológicamente avanzadas, equipos, líneas de envasado y clasificación, que permitan preservar la cosecha y garantizar el suministro de productos rusos seguros y de alta calidad, dice el mensaje.

Según Abramchenko, para resolver estos problemas y aumentar el nivel de autosuficiencia en frutas y berries, es necesario abordar de manera integral la formación de todo el sector ruso de frutas y berries. Esto, en primer lugar, requiere la mejora de las medidas existentes de apoyo a la infraestructura estatal y el desarrollo de mecanismos para la venta de productos. La «hoja de ruta», en particular, implica la introducción de tecnologías de producción intensiva, dotando al sector de tecnología y equipos modernos, además de estimular la producción y venta de material de plantación de alto rendimiento y asegurar el acceso de los productos a los mercados extranjeros. Asimismo, como una de las medidas de apoyo al sector, se considera la exclusión de manzanas, peras, membrillos y ciruelas de la lista de bienes que los países en desarrollo pueden suministrar a la UEEA con preferencias arancelarias. Ministerio de Agricultura y las asociaciones de la industria deberían resolver este problema para fines del segundo trimestre de 2021.

Para la obtención de material de siembra propio de alta calidad, se prevé desarrollar un subprograma de desarrollo de vivero y horticultura en el marco del FNTP para el desarrollo de la agricultura 2017-2025. También está previsto establecer coeficientes de subvención crecientes al colocar plantaciones de berries. Anteriormente, Kommersant, refiriéndose a una copia del acta posterior a la reunión del grupo de trabajo sobre el desarrollo de la jardinería y el vivero , informó que el Ministerio de Agricultura está considerando la posibilidad de dejar de subvencionar el establecimiento de huertos que utilicen material vegetal importado. Sin embargo, por ejemplo, la Unión de Frutas y Hortalizas cree que apoyar el establecimiento de huertos solo con material de plantación nacional, que ahora no es suficiente, o el establecimiento de factores crecientes para quienes utilizan plántulas nacionales, puede tener consecuencias negativas para la industria. En particular, esto puede amenazar con un aumento de los precios del material de plantación ruso, una caída de su calidad debido a una disminución de la competencia y, como resultado, una desaceleración en el ritmo de la puesta de nuevos huertos.

Igor Mukhanin, presidente de la Asociación de Jardineros Rusos, dijo a Agroinvestor Que inicialmente al Ministerio de Agricultura se le enviaron tres propuestas para el desarrollo de la industria: privar del apoyo estatal a los jardineros que utilizan plántulas importadas, no importar manzanas de septiembre a diciembre, y aumentar los subsidios para la construcción de refrigeradores. La primera medida es necesaria para cambiar por completo al material nacional y «no patrocinar a proveedores extranjeros», porque en un año Rusia podrá crear todas las condiciones para equipar completamente el mercado con materiales de siembra locales. Según Mukhanin, ahora los productos nacionales en esta industria representan el 60-65%. “El año pasado 4 mil millones de rublos. fue a los países del este. Y nuestros productores podrían tener este dinero. Compraríamos entre 300 y 400 mil plantones, nuevos equipos, química agrícola y ampliaríamos los viveros ”, enumera.

Según Mukhanin, es necesario dejar de importar manzanas de septiembre a diciembre porque durante este período el mercado ruso de la manzana está sobresaturado y la importación adicional del extranjero solo crea problemas con el almacenamiento y venta de productos rusos, y la calidad de nuestras manzanas no es de ninguna manera inferior a las importadas, enfatiza. eso. “Tenemos entre el 70 y el 80% de los jardineros que tienen poca capacidad de almacenamiento. Y necesitan vender sus manzanas de septiembre a diciembre, y luego están los productos importados ”, explica Mukhanin. Y a partir de enero ya es posible empezar a importar manzanas, ya que durante este período comenzará la competencia con las grandes explotaciones ”.

También es necesario aumentar los subsidios para la construcción de refrigeradores del 20% actual a al menos 60-70%, Mukhanin cree y aclara que en Europa del Este se subsidia el 100% de la construcción de instalaciones de refrigeración, y algunos otros costos se reembolsan a las empresas. Al mismo tiempo, el costo de las manzanas nacionales e importadas resulta ser el mismo, pero les resulta difícil competir en precio durante la temporada.

Ahora los jardineros se enfrentan a la tarea del gobierno en cinco o seis años de cambiar completamente a la manzana doméstica, continúa Mukhanin. Según él, esta es una tarea bastante factible, dado que la productividad anual en la industria está aumentando en 150-200 mil toneladas. “Este año, sin embargo, la cosecha bruta será de 1 millón, aunque deberían haberse recibido 1,2 millones de toneladas: heladas afectadas durante el período de floración en el sur, donde perdieron alrededor del 40% de los frutos, dice. – En el país se consumen anualmente alrededor de 2 millones de toneladas de manzanas. Así, en tan solo seis años seremos capaces de alcanzar la plena autosuficiencia «. Agrega que esto se aplica no solo a las manzanas, sino también a las berries, así como al material de siembra.

Articulo anterior

Artículo siguiente

ARTÍCULOS RELACIONADOS

Freshuelva trata la problemática de los envases y los seguros de los fru...

Perú: la evolución de una supermarca

Producción de arándanos en México crece 5 años seguidos